Adiestramiento Valencia

Adiestramiento canino y correccion de conducta

LA OBEDIENCIA


He aquí la base de todo adiestramiento canino, sin la cual todo ejercicio enseñado a un perro ya sea por un adiestrador a domicilio o en las instalaciones se convierte en inservible.

Se puede adiestrar un perro ya sea en adiestramiento canino básico como avanzado, enseñarle simples gracias, pero lo mas importante es que obedezca la orden que le dicta su amo y realice el ejercicio correspondiente.


Hay varias formas de aumentar la tan deseada obediencia en un perro, unas más eficaces que otras.


Como una práctica realizada por "adiestradores caninos" con muy pocos recursos, se encuentra la de castigar al perro que desobedece con mano dura, haciendo daño al perro.

Dicha práctica aparte de ser deplorable e injustificable, no es eficaz, por varias razones:


 - Puede que en el momento, si la causa hubiera sido una desobediencia, el perro realice la acción por miedo, pero en el momento que olvide el castigo volverá desobedecer.


  - Mediante esta técnica se consiguen perros muy sumisos, con poca proactividad, esto es habilidad para tomar decisiones en situaciones que no habian sido definidas anteriormente de forma independiente.

Por ejemplo, imaginemos un perro al que se le ha enseñado saltar un valla con la orden "hop", si quisieramos que saltara sobre un muro pequeño, el perro se bloquearia y se asustaria ya que no sabe que hacer y tiene miedo de que su amo le castigue por no hacer algo que el no entiende.El perro oye la orden "hop", quiere obedecer pero no encuentra la valla con la que ha entrenado.


Pensemos este caso en perros de trabajo como pueden ser perros lazarillos, de salvamento, de asistencia a enfermos, etc., los cuales siempre se encuentran ante situaciones nuevas.


-Otra repercusión de esta técnica es que sin pretenderlo acabemos moldeando un perro agresivo o con ciertas conductas indeseables, que ni el mejor de los adiestradores caninos pueda reparar.

También corremos el riesgo, sobre todo si se trata de perros jovenes, de que consigamos que hagan una asociación negativa con el trabajo y que en vez de acudir contentos y motivados a las sesiones de adiestramiento acudan con miedo, con ganas de escapar de la sesión y con una baja concentración en los ejercicios al estar continuamente esperando el castigo.



Tenemos otra técnica que antes se empleaba mucho pero que hoy en dia ha quedado un poco anticuada.Esta es la de recompensar cada ejercicio bien realizado mediante una recompensa, comida caricias, un juguete,...

Hoy en dia, esta técnica se ha visto reemplazada por sistemas mas modernos y efectivos que utilizan el instinto arraigado en los perros de colaboración en la manada.

La práctica de recompensar despés de cada ejercicio, se ha visto reducida meramente a la fase en la que se enseña un ejercicio nuevo y en cuanto el perro ha aprendido a relizarlo se retira tal recompensa.


Otro uso es el de optimizar los resultados que un adiestrador canino a conseguido con un perro, premiando ejercicios rápidos y bien realizados, esto también se realiza antes de un campeonato canino para obtener mejores resultados, pero una vez que ha terminado esta optimización también cesa este sistema.



Existen más técnicas pero acabaremos con la más efectiva según mi parecer y es la de aprovechar el instinto de colaboración de un perro.Como animal gregario y con una jerarquia muy estricta podemos crear un vínculo con el perro en el cual ocuparemos la posición de líderes y el perro la de subordinado.


Con esta técnica no recompensamos al cánido cada vez que nos obedece sino que empleamos, su propio sistema de dominancia para conseguir una obediencia fiel y natural.


En la naturaleza un lobo no recompensa a un subordinado suyo cada vez que le obedece, sino que es el deber del animal inferior el obedecer.De igual forma un perro debe obedecernos meramente por el hecho de ser superiores a el.


Mediante el seguimiento de una serie de normas que los cánidos tienen en la naturaleza y una serie de ejercicios para afirmarla, conseguimos que el perro nos respete y nos vea como su lider.

Cómo mejorar la dominancia se explica en un artículo de la sección de CONDUCTA,


Lo importante de este sistema es mantener un nivel alto de dominancia, ya que si lo bajamos el perro puede empezar a pensar que somos débiles y que él es más fuerte, por lo que puede que nos pruebe o nos rete.Cada vez que fallemos en esas pruebas perderemos gran parte de su obediencia, la cual será mucho mas difícil de recuperar ,que si simplemente la hubieramos mantenido.



Y ya para finalizar este artículo, una regla general para todos los sistemas: la obediencia disminuye con la distancia.


No es lo mismo la facilidad con la que un perro nos obedece estando cerca que cuando esta alejado de nosotros.


En la naturaleza no existe la obediencia a distancia, si un perro o lobo se encuentra alejado de su lider no le debe obediencia y lo mismo ocurre cuando no esta presente

Pongamos el caso de un perro que no tiene permitido subir al sillón cuando están sus amos, cuando estos se van a dormir tiene todo el derecho del mundo a subirse ya que si sus superiores no están,él es el superior y puede hacer lo que se le antoje.


Para conseguir obediencia en estas situaciones se ha recurrir a ciertas maneras un tanto artificiales en cuanto al sistema natural canino se refiere.


Si te ha gustado nuestro artículo, recomiendalo para que otros puedan disfrutarlo.
















MENU